CATA DE ORO

Cata de Oro representa una empresa familiar con una tradición olivarera que se remonta a 1854 cuando nuestra familia comienza a cultivar y cuidar los olivos que desde el antiguo imperio romano se cultivan en las tierras de Sigena. Nuestro olivar crece en la comarca de Los Monegros (Huesca) bajo la atenta mirada de un sol radiante en verano y un frio penetrante en invierno, el clima óptimo para el olivo.

Estas tierras cargadas de Historia se enmarcan en un entorno natural excepcional. Nuestros olivares conviven en perfecta armonía con uno de los ecosistemas de mayor biodiversidad de Europa, de especial interés florístico y ornitológico. Todas estas singularidades aportan matices y propiedades únicas a un aceite de oliva virgen extra que ofrece un sabor aromático con una personalidad inigualable.

Una agricultura sostenible y respetuosa con la Naturaleza

En Cata de Oro somos conscientes de la riqueza natural que nos rodea y nos sentimos privilegiados y comprometidos con el medio ambiente. Por ello, ponemos en práctica una agricultura sostenible y respetuosa con la Naturaleza y promovemos acciones de sensibilización y buenas prácticas ecológicas.

Somos exigentes en el cuidado de nuestro olivar y en la producción de nuestro AOVE. De esta manera conseguimos ofrecer un aceite de oliva con el que disfrutar de una experiencia gastronómica extraordinaria.

Los paladares más exquisito definen Cata de Oro AOVE como una sensación de placer con un frescor único y aroma y sabor intensos. En definitiva, un aceite de oliva para disfrutar con todos los sentidos.

Email this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario.Política de Cookies

Más información.

ACEPTAR